Aceite de pescado

TASA

El aceite de pescado es un ingrediente marino extraído a partir de los tejidos de algunas especies de peces. Los pescados que son especialmente ricos en aceites beneficiosos para el ser humano son los pelágicos, comúnmente llamados peces azules por el color de su piel.

El aceite de pescado se compone de muchos ácidos grasos pero resaltan dos en el perfil lipídico de estos: el ácido eicosapentaenoico o ácido icosapentaenoico – EPA y el ácido docosahexaenoico – DHA. Ambos son ácidos grasos poliinsaturado de la serie Omega 3, que son esenciales debido a que nuestro organismo no puede producirlos y por lo tanto requiere obtenerlos de una fuente externa.

El EPA y el DHA permiten, tanto a humanos como animales, formar los aminoácidos y proteínas que requieren en sus procesos metabólicos regenerativos y funcionales de su organismo. Por ello es necesario ingerir pescado de forma directa o tomando suplementos (aceites refinados) para aprovechar estos componentes.

De acuerdo con la FAO, para la obtención del aceite crudo de pescado el pez debe pasar primero por una acción mecánica de filtrado y centrifugado, donde se separa los restos sólidos, el agua y el aceite.

Los procesos utilizados para obtener aceite de pescado para el consumo humano pueden comprender procesos adicionales de refinación y purificación, los que incluyen varias etapas tales como calentamiento repetitivo a temperaturas altas así como tratamientos álcali/ ácidos y eliminación repetitiva de la fase acuosa.

Los aceites de pescado pueden también ser sometidos a etapas de proceso como por ejemplo la extracción de disolventes, saponificación, reesterificación y transesterificación.

Entre los usos de este ingrediente marino están la elaboración de alimentos balanceados, suplementos nutricionales, fortificación de alimentos, e incluso como lubricante de grado alimenticio.

Actualmente, el Perú es el segundo productor mundial de aceite de pescado, superado solo por Chile. No obstante, es el primer exportador de este ingrediente marino, según el último Anuario Estadístico de IFFO, publicado en 2015.

La Sociedad Nacional de Pesquería agrupa a las principales empresas productoras de aceite de pescado del Perú, las que representan el 75% de la producción nacional. Del 2008 a la fecha, estas empresas han invertido en mejorar sus Buenas Prácticas a Bordo y de Producción así como mantener estrictos protocolos sanitarios que aseguren la calidad del aceite producido.